Couchsurf, la nueva manera de viajar.

Couchsurf fue lo que me salvó por diez días en Europa. Sin él no habría muerto pero sí habría sufrido económicamente. Viajar sola tiene sus ventajas pero a veces necesitas hablar con alguien y sentir alguna que otra presencia a tu lado. Creo que no todos están hechos para andar de un lugar a otro solos con una mochila en mano… Yo a veces siento que no es para mi pero otras veces siento que es justo lo que necesito. En fin… Viajé en Europa por cinco semanas. Las suficientes como para arruinar mis ahorros. Los últimos diez días los pasé sola pero no del todo porque tuve la fortuna de encontrar alojamientos con couchsurfers.
Ésta grandiosa idea de dar y tener hogar en todo el mundo ha sido la que me ha mantenido a flote. El proyecto es estupendo, puedes dar tu casa a algún viajero que pide alojamiento y si puedes se lo das y cuando tu viajes puedes tener esta opción. Es viajar económicamente pero lo mejor es que te permite conocer un lugar de una manera diferente a si fueras sólo turista porque ahora estas con un local y él te enseña más de la cultura y de lugares que no irías si no estuvieras con él. En fin… Mis últimas nueve noches por Europa tuve la fortuna de sólo pagar por tres y las otras seis las pasé en dos diferentes ciudades con dos couchsurfers distintos. Ellos me enseñaron la ciudad en la que ELLOS viven, no las que lees en un libro de LonelyPlanet sino las ciudades de los que viven ahí. Y, me encantó.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s