Nadar en el Nilo es magia

El agua es lo que necesito para sonreír. Cuando era pequeña no creo que lo disfrutara tanto, ahora siempre que me aviento a nadar algo en mi se llena y todo lo demás desaparece, sólo el agua y yo. En Jinja puedes ver el principio del Nilo. Hoy lo vi, nadé en él y me metí a fondo. Al principio tenía este hilo de desconfianza, pero nada más mi piel toco agua salté para empaparme y despertar.

En Uganda todos nos advertían que no nadáramos en el río, que lo evitáramos si podíamos… pero, ¿Cómo evitar nadar en el famoso Nilo? No, si algo sabía con certeza es que yo nadaría en ese río, sin importar las advertencias de insectos que se te meten en los dedos de los pies y la BilharziaY fue, lo que tenía que ser; magnífico.

Al final pudimos bañarnos viendo el Nilo y esa ducha fue la mejor que he tenido desde que llegué acá, porque el agua fresca salía por todos lados y mientras me bañaba tenía la vista que todos deben de ver alguna vez… Esa que te saca un suspiro y quisieras poder tomar fotos con tus ojos para no olvidarla jamás. Aparte una buena ducha siempre es buena cuando en tu casa no tienes agua.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s