“La Casa de los Espíritus” de Isabel Allende.

Acabo de terminar de leer “La casa de los espíritus” de Isabel Allende. No sé porqué tardé tanto tiempo en leerlo, tal vez me resultaba tedioso y lo dejé pasar como a muchos otros. Pero, desde que lo comencé no pude parar y en cada tiempo libre que tuve lo agarré y devoré. Me tomó tres días para terminarlo.

“Yo quiero escribir un libro así” me dije, un libro que grite y arda. Con tantos sentimientos y búsquedas encontradas. Un libro con personajes que poco a poco vas conociendo y que terminas amando, incluso al viejo testarudo de Esteban Trueba.

La casa de los espíritus es un libro que no debes dejar de leer, es una historia completa llena de amor, rabia, libertad y fantasmas. Está escrita excepcionalmente. Y en definitiva (por más que me encante Meryl Streep, Jeremy Irons y Winona Ryder) la película no le llega ni a los talones. El libro la supera por un millón de años luz.

Mientras lo leí no quería soltarlo y temía el saber que poco a poco me acercaba a su fin. Es desgarrador y hermoso al mismo tiempo. Te muestra la realidad dura y atroz de un país latinoamericano, Chile, y me vi llorando mientras leía esas hojas de horrores cometidos y pensaba en mi propio país, en el que también la sangre ha caído.

Creo que lo que hace de La casa de los espíritus un libro tan bueno (a parte de lo bien construidos que están los personajes) es la narración, esa que te lleva de la mano y que cambia de amo. Se va tercera persona a primera y hace que te adentres más. No puedo decir algo negativo de éste. Es un libro con mucha fuerza y pasión y me alegra haberlo leído, de ahora en adelante buscaré más escritores latinoamericanos a los que casi casi les he huido y me adentraré en sus libros.

La casa de los espíritus
La casa de los espíritus

Aquí lo que subrayé de La casa de los espíritus: 

“Prefería entenderse con Dios sin intermediarios.”

“Nunca hay que vender la tierra. Es lo único que queda cuando todo lo demás se acaba.”

“Si volviera a empezar hay algunos errores que no cometería, pero en general no me arrepiento de nada.”

“La vida es larga y tiene muchas vueltas.”

“¿Por qué darle a un hombre lo que cuesta tanto ganar?”

“No se puede encontrar a quien no quiere ser encontrado.”

“¿Por qué vivía así si le sobraba dinero?

Porque le faltaba todo lo demás.”

“La Santa Madre Iglesia está a la derecha, pero Jesucristo siempre estuvo a la izquierda.”

“Siempre hay una forma de hacer lo que uno quiere hacer.”

“Igual que en el momento de venir al mundo, al morir tenemos miedo de lo desconocido. Pero el miedo es algo interior que no tiene nada que ver con la realidad. Morir es como nacer: sólo un cambio.”

“No creía que el mundo fuera un Valle de Lágrimas, sino, por el contrario, una humorada de Dios, y por lo mismo era una estupidez tomarlo en serio, si Él mismo no lo hacía.”

“Tal vez temía que ese grandioso amor, que había resistido tantas pruebas, no pudiera sobrevivir a la más terrible de todas: la convivencia.”

“Sin nada de miedo, porque aquello se parecía más a un juego que a una guerra.”

“Uno siempre piensa que esas cosas pasan en otra parte. Hasta que también nos pase a nosotros.”

“Es mejor un padre muerto que un padre ausente.”

“Le pesaba el alma.”

“Poco a poco el funeral del poeta se convirtió en el acto simbólico de enterrar la libertad.”

“Supo morir como supo vivir.”

“No lloraba por la perdida del poder. Estaba llorando por su patria.”

“Riéndose y jurando que sería para siempre, convencidos de que eran los únicos en todo el universo en haber descubierto el amor.”

“Tienes mucho que hacer, de modo que deja de compadecerte, toma agua y empieza a escribir.”

“Yo le expliqué que no podía irme, porque lejos de esta tierra sería como los árboles que cortan para Navidad, esos pobres pinos sin raíces que duran un tiempo y después se muere.”

“Así podrás llevarte las raíces contigo si algún día tienes que irte de aquí.”

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Fanny dice:

    “La casa de los espíritus” es uno de esos libros que te atrapan desde el principio. Yo era muy jovencita cuando lo leí por primera vez, tal vez demasiado, y me quedé muy impactada con la historia, pero sobre todo con la manera en que Isabel Allende la cuenta.Una gran novela, sin lugar a dudas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s